Anterior

Hummus Exuberancia

Hay recetas que yo las llamo salvavidas y, entre ellas, está el hummus claro. Cuando empiezas a cambiar tus hábitos de alimentación, empiezas a cocinar más desde 0 y tener tus bases listas, como puede ser un guiso, un pesto, un paté casero, una nutella casera y un hummus. Ves lo fáciles que son prepararlas, suele ser más económico y, claro, resultan muchísimo más sabrosos. Y además, es muy enriquecedor para uno ver como, poco a poco, puedes ir creando platos usando ingredientes de la despensa y preparar algo sencillo y nutritivo. Por lo tanto, te animo, siempre que puedas, preparar tus platos.
Cuando pienso en crear una receta para el blog, siempre intento que sean originales, apetecibles y sencillas. Aunque intento no pasarme de demasiado sencillo a este nivel. Por eso, dudé en compartir esta receta. Pero creo que un buen hummus nunca pasa de moda y todos deberíamos tener una receta de este plato salvavidas, con todos los toppings posibles. Hablando de toppings, justo cuando compartí esta foto hace ya semanas, alguién me reto a un juego que me parece muy divertido. Compartía este hummus que decoraba con toppings (aka cositas que añadimos encima) como queso feta, zaat’ar, brotes y sauerkraut. Y claro, me dijo que no entiendía la mayoría de las palabras y que molaría poner un pequeño índice de términos foodies.

Toppings: se refiere a ingredientes que añadimos encima de cremas, porridges, yogures o hummus por ejemplo. Como pueden ser frutos secos, semillas, brotes, etc.
Zaat’ar: es una mezcla de especias del Medio Oriente. Popular gracias al maravilloso Ottolenghi, está hecho con semillas de sésamo, tomillo, sumac y sal.
Saeurkraut: es chucrut o col fermentada, puedes hacer con col blanca o roja, y añadirle especias, ajo, manzana o jengibre.
Dukkah: es una mezcla de frutos secos (pistachos o avellanas), semillas, especias y hierbas típica de la gastronomía egipcia. Por ejemplo, esta receta.
Fritatta: es una mezcla de huevos y verduras asadas varias hecha al horno. Por ejemplo, prueba esta receta.
Porridge: es el típico desayuno hechos con copos de avena que cocinamos en leche vegetal, agua y sal. Puedes añadir especias, huevo o zumo de fruta. Y claro añade toppings ;). Por ejemplo, éste.
Granola: es una mezcla de copos de avena, semillas, frutos secos, coco etc preparada al horno con especias hasta crujiente.

Y si se os ocurre otros términos que no entendáis, me lo decís y vamos completando la lista.

El hummus es un clásico del Batch Cooking, aguanta 3 días en nevera bien cerrado y lo puedes combinar de mil maneras. Este post lo llamo Hummus Exuberancia porque anadiéndole unos toppings super molones podemos hacer una preparación básica algo mucho más apetecible tanto a nivel visual como a nivel de sabores. Entre caso, he preparado un hummus clásico con ralladura de limón y lo he decorado con mis toppings (ya sabes lo que es) favoritos: piñones tostados, sauerkraut (estoy un poco enganchada al sauerkraut ayurvédico de Ferment 9 que venden en Obbio), brotes (de Brotalic), más garbanzos, queso feta desmenuzado, pizca de cayena en escamas y cebolla caramelizada (podrías también poner cebolla encurtida) y zaat’ar para potenciar sabores.
Lo acompañamos de olivas, verduras crudas y asadas de temporada y de crackers caseros o no. Ah voilà, Hummus Exuberancia para todos.

Hummus Exuberancia
Para 4 personas

Hummus
2 cups / 240 g de garbanzos cocidos y escurridos (o bien cocínalos tú mismo, mucho mejor)
ralladura de 1/2 limón
zumo de 1 limón

1/3 cup / 80 ml de tahini blanco u oscuro
1/2 cucharita de comino en polvo

2 cucharas de aceite de oliva
1 cucharita de sal marina
pimienta
1 diente de ajo

Pon todos los ingredientes en tu batidora más potente o procesadora. Añade un poco de agua para conseguir una textura más cremosa y lisa.

Toppings
cayena en escamas (opcional)
zaat’ar (ver receta aquí)

más garbanzos cocidos
cebolla caramelizada o encurtida
piñones tostados
brotes
queso feta desmenuzada
un poco de saeurkraut casera o comprada (como lo de Ferment 9)

Sirve con
boniato y remolacha horneados (hornéalos unos 30 minutos a 200ºC con aceite de oliva, sal, pimienta y dientes de ajos machacados)
crackers caseros o comprados (sin gluten)
rabanitos frescos
palitos de zanahoria
olivas
huevos duros o encurtidos

Sirve el hummus en un bol y decora con un poco de aceite de oliva, escamas de cayena y zaat’ar. Añade garbanzos, queso feta, cebolla caramelizada, piñones, brotes y saeurkraut.
Sirve con verduras asadas, crudités, olivas, craclers, lechuga y decora con zaat’ar.

11 comentarios para “Hummus Exuberancia”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies